consumidores
Get Adobe Flash player

 
You must have Flash Player installed in order to see this player.

CUIDADO CON LAS CONSERVAS CASERAS.

Estamos acostumbrados a escuchar “esto es bueno, es una conserva casera” y realmente a veces son preparadas con esmero y las mejores materias primas, pero, si no se tiene la información correcta de cómo elaborarlas, pueden transformarse en armas mortales.

Si los elaboradores de conservas caseras y artesanales adquieren ciertos conocimientos pueden transformar una “delicia peligrosa” en una verdadera delicia sin riesgos para la salud del consumidor. Lamentablemente en las recetas de las revistas y ciertos programas de cocina no se tienen en cuenta importantes puntos críticos para evitar las enfermedades transmitidas por alimentos (ETA).

También tenemos la idea, que tiene sus fundamentos pero es peligrosa tomarla al pie de la letra, que “si tiene vinagre no puede tener problemas”. Sin embargo, la mayor cantidad de casos fatales de botulismo son causados por escabeches caseros donde se usa vinagre, pero no el suficiente como para nivelar el pH a menos de 4,5.

Leer más...

- Listeriosis.

Usted puede contraer una enfermedad grave al ingerir ciertos alimentos preparados si espera demasiado tiempo para comerlos. Esta enfermedad se llama "listeriosis" y es causada por un germen llamado "listeria". La listeria puede desarrollarse a temperatura del refrigerador, en tanto que la mayoría de las demás bacterias alimentarias no pueden hacerlo. No es posible ver, oler ni sentir la listeria. Sólo el calor puede destruirla. Sin embargo, si después de calentada la comida se enfría, la listeria puede volver a desarrollarse. Es necesario evitar ciertos alimentos y tener especial cuidado con otros para prevenir la listeriosis.

¿Quiénes corren riesgo?

Mujeres embarazadas y sus bebés por nacer. Personas con cáncer, SIDA, y otras enfermedades que debilitan el sistema inmunitario.

Leer más...

MANIPULAR LA CARNE PICADA SIN RIESGOS

DEBE COCINARSE A MÁS DE 70ºC PARA EVITAR LA PROLIFERACIÓN DE BACTERIAS COMO E.COLI O SALMONELLA.

Hamburguesas, albóndigas, embutidos, rellenos de pizza o acompañante en un plato de pasta. Éstas son algunas de las numerosas utilidades de la carne picada, un producto con unas particularidades muy específicas que lo hacen más vulnerable a posibles "ataques" bacterianos. Cuando la carne se somete al proceso de picado, aumenta la exposición a bacterias dañinas como E.coli, salmonella y Listeria, cuya capacidad de multiplicarse crece de forma significativa porque se incrementa también la superficie susceptible de contaminarse. Para evitar que se generen estas "zonas de peligro", deben seguirse ciertas pautas de manipulación e higiene, como una correcta preparación a más de 70ºC y un manejo adecuado de los jugos que se desprenden.

La carne picada es uno de los alimentos más habituales. Puede ser el ingrediente principal de un plato (albóndigas o hamburguesas) o el acompañante idóneo de pasta y pizzas. La más consumida es la carne picada de ternera, pero también se utiliza la de porcino e, incluso, de pollo. En cualquier caso, para considerarse segura, la materia prima debe ser de calidad. Cuando la carne se somete al proceso de picado, aumenta su temperatura y, por tanto, el riesgo de desarrollar salmonella y E.coli.

Leer más...

Aun sobre los azulejos relucientes, los gérmenes bailan y se reproducen a lo grande. Es necesario utilizar la lavandina diluida para desinfectar cada rincón. De nada sirve comprar la esponja más cara, porque lo ideal no es que dure más, sino que se la renueve todas las semanas. .

EL LUGAR QUE REQUIERE MAS ATENCION. Es preciso realizar un aseo de la cocina al menos dos veces al día para evitar la radicación de bacterias. Aun en ambientes muy bien aseados de la casa, como es la cocina o el baño, los gérmenes y las bacterias conviven y se reproducen a sus anchas. Por eso lo importante no es sólo limpiar y dejar todo reluciente, sino y sobre todo, desinfectar todos los días los lugares más propensos de la casa a formar caldo de cultivo de microbios. La cocina es uno de los sitios más contaminantes. Y dentro de este ambiente hay elementos a los que se debe prestar especial como por ejemplo, las esponjas y las rejillas, los azulejos y los repasadores porque son los objetos más propensos a albergar gérmenes.Muchas veces cuando se pasa un trapo de piso o un repasador lo único que se hace es trasladar los microbios de un lado para el otro, pero no se los elimina. Por eso es necesario utilizar siempre productos antibacterianos y, sobre todo, lavandina.

Leer más...

You must have Flash Player installed in order to see this player.
You must have Flash Player installed in order to see this player.